TIPO DE PROCESO DE HERENCIA JUDICIAL

TIPO DE PROCESO DE HERENCIA JUDICIAL:

 

La división judicial de la herencia no requiere la celebración de vista de juicio salvo en caso de oposición. Es necesario el planteamiento de una demanda con abogado y procurador, en la que se hace una propuesta de inventario, incluyendo activo y pasivo del finado, así como la propuesta de liquidación y adjudicación de los bienes. Si hay acuerdo entre las partes en cuanto a estos extremos, se dicta resolución judicial de adjudicación de los bienes concretos a cada uno de los herederos. Si no hay acuerdo, en cuanto a la formación de inventario o el avalúo de los bienes que lo forman, las partes habrán de ponerse de acuerdo en la designación de un contador-partidor y de un perito. Si no hay acuerdo, serán designados por el propio Juzgado. El contador-partidor y el perito, con carácter previo a efectuar su trabajo, piden una “provisión de fondos” que han de abonar las partes por mitad (demandantes y demandados) y de forma inmediata para obtener los informes del contador-partidor y el perito. Obtenidos dichos informes, quedará fijado el activo y pasivo que se incluye en el inventario, el valor del patrimonio y la adjudicación de los bienes a cada heredero, tras deducir el pasivo de la masa patrimonial. Sin embargo, es posible que las partes se opongan a los informes del contador-partidor y/o perito, y sólo en estos casos es cuando se convoca una vista de juicio (un “incidente”) ante el Juez, siendo éste quien decida, en resolución judicial, el inventario y su adjudicación. La vista del juicio se celebra según los trámites del juicio verbal, se fijan los hechos controvertidos, se admite la prueba propuesta por las partes y que se estime pertinente, se da audiencia al contador-partidor, y queda visto para Sentencia.