SE PUEDE SER EX CÓNYUGE, PERO NO EX PADRES NI EX HIJOS

SE PUEDE SER EX CÓNYUGE, PERO NO EX PADRES NI EX HIJOS:

 

No nos importa ser machacones recordando una y otra vez la importancia de adoptar una actitud constructiva ante las rupturas matrimoniales, ni nos cansaremos de recordarlo. También sabemos que frecuentemente es fácil hablar de actitud pero adoptarla no lo es tanto, sobre todo cuando se ven los toros desde la barrera, pero tiene que llegar un momento en el que decidamos hacer algo por salir del hoyo. .

Como reza el título de este divorconsejo, se puede ser ex cónyuge, pero no ex padre ni ex hijo, como fácilmente podrá comprender cualquiera, y por lo que habrá que hacer de tripas corazón para tener la actitud más constructiva posible, dadas las circunstancias, y para poner ambos padres la mejor voluntad posible en interés de sus hijos.  Sin embargo, es tristemente frecuente que esta condición se olvide, o que pase a un segundo plano, pasándole por encima otras cuestiones como las económicas o los propios orgullos personales de los padres. Por eso es central que los ex cónyuges tengan claro que continúan teniendo una gran responsabilidad conjunta que resulta ineludible, y si nos esforzamos aquí por remarcarlo es porque vemos cotidianamente padres que parecen perder esta perspectiva. Los hijos han de estar por encima de los orgullos personales heridos, y si lo miran bien, hasta en esto se verán beneficiados los propios padres, pues al forzarse a no hurgar con el dedo en las heridas continuamente (además sobre cosas que normalmente no tienen vuelta atrás), estas cicatrizarán antes y mejor, dejando por cierto menos marca en la piel de nuestra alma.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *