Nulidad matrimonial y veto

¿Qué supone que en en el proceso de nulidad que me hayan puesto veto?

 

El veto es una medida que se puede imponer en las causas de nulidad en aquellos supuestos en los que no sólo se declara la nulidad del matrimonio, sino que por alguna razón que lo justifique, impide que alguno de los dos esposos vuelva a contraer nuevo matrimonio canónico, por entender que no es apto para ello. El veto se puede levantar por medio de los procedimientos adecuados y justificando que la razón que provocó la imposición del veto ya finalizó, de tal modo que es apto par volver a contraer matrimonio canónico.

Conseguir la nulidad matrimonial canónica es algo complejo, ya que se necesita acreditar en el proceso judicial, que concurre una causa de nulidad  concreta. En los supuestos en los que esa causa de nulidad haga no sólo que alguno de los esposos no tuviera en su día las aptitudes necesarias para contraer matrimonio canónico, sino que las sigue sin tener, obviamente se desaconseja e impide contraer nuevo matrimonio canónico.

Algunas de las causas que pueden provocarlo, son, por ejemplo:

  • Incapacidad para asumir las obligaciones esenciales del matrimonio.
  • Trastornos de la personalidad como la inmadurez afectiva, el narcisismo, el trastorno obsesivo compulsivo. Etc.
  • Carecer de uso de razón.
Veto en sentencia que impide volver a contraer matrimonio
Nulidad matrimonial y veto

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *