EN QUÉ CASOS SE PUEDE PLANTEAR UNA RECLAMACIÓN DE CANTIDAD.

EN QUÉ CASOS SE PUEDE PLANTEAR UNA RECLAMACIÓN DE CANTIDAD.

 

 

La reclamación de cantidad puede derivar de una relación contractual habida entre las partes, bien sea contrato escrito o verbal, que ha generado una deuda, y el acreedor reclama al deudor el pago de la misma.

 

La reclamación de cantidad puede derivar también de una relación extracontractual, en la que no existe contrato entre las partes, pero se ha producido una situación que ha generado daños y perjuicios, y el perjudicado puede reclamarlos de su causante.