DIVORCIO Y CONVIVENCIA

DIVORCIO Y CONVIVENCIA:

 

Las parejas que conviven juntas suelen advertir a las parejas que todavía no lo hacen de que es muy diferente convivir que no convivir, y es que sólo con la convivencia sale todo a la luz.

Pensemos en el programa televisivo Gran Hermano. Son personas permanentemente sometidas a la mirada indiscreta de millones y millones de personas, ¿ustedes no sentirían vergüenza al sentirse tan observados?, pero ahora piensen que se pasan semanas o meses sometidos a sea continua vigilancia pública, como ocurre en ese programa, ¿qué ocurre entonces? Ocurre que parecen olvidarse de la presencia de las cámaras y pasan a comportarse con más naturalidad.

Pues bien, con la convivencia se acabaron los intentos de mostrar sólo nuestra mejor cara (cuando no de inventárnosla), porque con el tiempo las personas acaban siendo lo que son, y de ahí las sorpresas cuando descubre al verdadero compañero o compañera.

Las personas que tengan mayor naturalidad no deben de preocuparse por esta cuestión, porque si siendo natural tu pareja ya te ha aceptado, el resultado de la convivencia probablemente sea que tu pareja se ratifiqué en que no se equivocó al elegirte.

Al margen del redescubrimiento de la pareja convivir es un aprendizaje. Como en cualquier ámbito, cada uno tiene sus cualidades y defectos, y como en un complejo mecanismo compuesto de diversas piezas, poco a poco se van ajustando unas con las otras, y se va calibrando continuamente para alcanzar el equilibrio que hacer al mecanismo funcionar como un reloj, nunca mejor dicho, o al menos eso es lo deseable.

 

DIVORCIO Y CONVIVENCIA.

 

 

 

On abril 7th, 2013, posted in: divorcioblog by Tags:

Dejar mensaje