DIVORCIO A LA VISTA

DIVORCIO A LA VISTA

 

El divorcio puede llegar de forma imprevista por un hecho puntual de especial gravedad (como el descubrimiento de una infidelidad, por ejemplo), o verse venir de lejos cuando el matrimonio inicia un proceso de desgaste que progresivamente lo lleva al resultado final de un divorcio, que puede adivinarse tiempo antes de que se produzca, tanto desde dentro del propio matrimonio como desde fuera.

Respecto a estos últimos casos, los de los matrimonios que atraviesan un proceso de desgaste (proceso que puede llegar a ser muy largo), lo recomendable es que traten de solucionar los problemas cuando se presentan los síntomas, porque cuanto más esperen más difícil será solucionarles, y más conflictividad puede generarse, acumulándose hasta que no se puede aguantar más.

Dependerá también de la naturaleza de los problemas que afecten al matrimonio y del propio carácter de los cónyuges, pero si lo desean pueden encontrarse soluciones, o al menos intentarlo, pero lo que no es recomendable es abandonarse a dichos problemas hasta que crezcan tanto que el matrimonio sea insostenible, dejando abiertas heridas que pueden ser muy grandes.

Todos los matrimonios pasan por dificultades en algún momento, no hay que alarmarse antes de tiempo, pero una vez que éstas se presentan, es mejor tratar de solucionarlas antes de que aparezca el divorcio a la vista y se materialice, de ser posible de mutuo acuerdo, pueden consultar a dicho efecto la web ACUERDO DE DIVORCIO. COM.

On febrero 17th, 2014, posted in: divorcioblog by Tags:

Dejar mensaje