CONSEJOS SOBRE EL DIVORCIO CONTENCIOSO

CONSEJOS SOBRE EL DIVORCIO CONTENCIOSO.

 

Por todo lo expuesto es por lo que, desde nuestro despacho profesional, aconsejamos, siempre que sea posible, que las partes alcancen una separación o divorcio expreess mutuo acuerdo, y, de no ser así, tratar de plantear el procedimiento contencioso de la manera menos conflictiva posible, deben dejarse a un lado las causas de la ruptura amorosa y crisis sentimental y poner ambos cónyuges de su parte para atender a los efectos que dicha ruptura va a producir y cómo deben ser regulados los mismos.

 

Por último señalar que, para los casos en que ha existido una relación sentimental sin matrimonio y fruto de dicha relación hay hijos menores comunes, los progenitores tienden a no regular las medidas que deben seguirse tras la ruptura, y desde nuestro despacho profesional se aconseja de forma enfática que ante estas situaciones, y a fin de evitar posteriores conflictos, debe plantearse una demanda de Guarda y Custodia de Menores, bien sea de mutuo acuerdo, o bien contenciosa si no fuera posible el acuerdo, pero es necesario que se judicialice la situación para encontrar un amparo si surgen conflictos, y en todo caso para que se garanticen los derechos de los hijos menores nacidos de estas relaciones.

 

LAS MEDIDAS PROVISIONALES EN LOS PROCESOS CONTENCIOSOS.

 

Dado que los procesos contenciosos son de mayor duración que los procesos de mutuo acuerdo, y que en ocasiones se imponen motivos de urgencia para regular cuanto antes las consecuencias de la ruptura matrimonial, las partes pueden solicitar, mientras se tramita el proceso, que se regulen provisionalmente dichas consecuencias de la ruptura, es lo que se llama “solicitud de medidas provisionales” que debe pedirse en la misma demanda en la que se realice la solicitud de la separación, el divorcio o la guarda y custodia contenciosos. El Juzgado, mientras tramita la demanda, convocará a las partes a una vista de juicio, en la que el demandado contestará verbalmente y se practicará la prueba que se estime pertinente y el Juzgado resolverá mediante Auto, fijando las medidas que provisionalmente van a regir la separación, el divorcio, o la guarda y custodia.

 

Lo habitual es que estas medidas provisionales se interesen en la misma demanda, y son llamadas medidas provisionales “coetáneas”. Pero también es posible interesar la adopción de estas medidas incluso antes de interponer la demanda de separación, divorcio, o guarda y custodia, en cuyo caso son llamadas medidas provisionales “previas”, que en el Juzgado se tramitan igual que las coetáneas, si bien el Auto que resuelve sobre las mismas tiene una vigencia de sólo 30 días, de forma que, si en dicho plazo de 30 días, no se ha interpuesto demanda de separación, divorcio o guarda y custodia, las medidas acordadas en el Auto pierden su vigencia y ya no tienen efecto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *